Diseñar un juego de mesa es tan sólo la punta del iceberg de lo que significa conseguir publicar un juego y, para alguien que empieza, el proceso puede resultar duro

Los editores tienen una gran carga de trabajo, con poco tiempo para probar los inmensos montones de juegos que les ponen en el regazo y con poca tolerancia para los juegos que parecen aburridos, tienen errores de diseño o, en general, no funcionan. Frases como «esto no había pasado nunca», «hay que jugarlo un par o tres de veces para entender como funciona» o «a mis amigos les gusta» son el camino directo al fracaso. Tener un producto bien diseñado, sin errores en sus mecánicas y con una idea clara del público al que va destinado suele abrir muchas puertas. En realidad, el mercado demanda juegos nuevos continuamente, así que no hay razón por la que un buen juego no consiga editor. ¿Lo es el tuyo?

En Gueimu queremos ayudarte, podemos analizar tu juego y ver si tiene potencial como producto, cómo hacer para mejorar sus mecánicas o su temática y asegurarnos de que está correctamente calibrado para el público objetivo. Para ello te ofrecemos 3 niveles de colaboración:

Nivel 1

En este nivel nos comprometemos a poner a prueba el juego y descubrir aquellos elementos potencialmente problemáticos, además de aquellos que deben ser remarcados. En nuestro informe podrás comprobar si el juego está convenientemente nivelado entre las distintas opciones, si está correctamente desarrollado para el público al que va dirigido y si hay algún elemento que deba ser eliminado, modificado o potenciado para mejorar la experiencia de juego.

Nivel 2

En este nivel nos comprometemos a analizar el juego, informar del estado del mismo y proponer aquellas mejoras que creamos que pueden mejorar el producto. En este nivel no nos conformaremos con señalarte los elementos que deben ser modificados, si no que añadiremos propuestas concretas de como hacerlo.

Nivel 3

En este nivel nos comprometemos a analizar el juego, proponer cambios y mejoras y desarrollarlas nosotros mismos. A diferencia de la propuesta anterior, en este nivel probaremos los cambios ideados, los desarrollaremos, los pondremos a prueba y los modificaremos hasta llegar al resultado deseado. Cuando acabemos el trabajo, no nos limitaremos a presentarte un informe, si no que esté irá acompañado de una versión desarrollada del juego con todos los elementos susceptibles de ser mejorados ya pulidos. Intentaremos, en la medida de lo posible, mantener un estrecho contacto contigo para que puedas estar en todo momento informado de los pasos que damos.